Expectativas y deseos de las mujeres sobre el parto normal


Este estudio que presentamos se ha realizado con el objetivo de conocer las necesidades, la opinión, las expectativas y los deseos que tienen las mujeres sobre el parto normal y con la finalidad de mejorar y adaptar los cuidados de las Matronas a las necesidades de las mujeres.

Metodología

Diseño

  • Metodología cuantitativa. Se ha realizado un estudio descriptivo y transversal
  • Metodología cualitativa. Se ha utilizado la perspectiva teórico-metodológica de la fenomenología, y como técnica para la generación de información se ha utilizado un cuestionario con respuestas abiertas.

Ámbito

Once Comunidades Autónomas de las Asociaciones de Matronas que configuran la FAME: Andalucía, Castilla y León, Cataluña, Madrid, Región de Murcia, Navarra, Illes Balears, Castilla y La Mancha, Extremadura, La Rioja y la Comunidad Valenciana.

Sujetos de estudio

La población de estudio está integrada por mujeres embarazas de las 11 Comunidad Autónomas de las Asociaciones de Matronas que configuran la FAME. Las participantes se seleccionaron mediante muestreo de conveniencia, incluyendo a las mujeres que decidieron participar de forma voluntaria en el estudio, excluyendo a las gestantes con dificultades idiomáticas.

Recogida de datos

Para la recogida de datos y la generación de información se ha utilizado un cuestionario estructurado autocumplimentado con nueve preguntas abiertas.

Análisis de los datos

Datos cuantitativos: Se ha realizado un análisis descriptivo de todas las variables, que incluye tablas y gráficos con el programa Excel.

Información cualitativa: Se ha realizado un análisis de contenido de las respuestas abiertas.

Resultados

Participaron las once Comunidades Autónomas de las Asociaciones de Matronas que configuran la Federación de Asociaciones de Matronas de España (FAME) y se ha recogido 118 cuestionarios.

Las mujeres de este estudio eran, mayoritariamente, de nacionalidad española en el 89,8% de los casos, con una edad media de 32 años (rango 17-41) y el 60% de las mujeres no tenían hijos. El 72% participaron en los cursos de preparación maternal y el 90,6% tenían previsto dar a luz en un hospital de carácter público.

La información que las mujeres tenían sobre el parto normal la habían obtenido a través de diferentes fuentes entre las que cabe destacar: la matrona, el curso de preparación maternal, los estudios realizados, por experiencia en partos anteriores y también a través de la lectura de libros, revistas e información obtenida en internet. Sin embargo las mujeres participantes en el estudio tenían escasa información sobre el plan de parto.

Las expresiones que utilizaron las mujeres para describir como desearían que fuera su parto fueron: natural, rápido, tranquilo, normal, hospitalario, privado, personal, acompañada, intimidad, libre, sin complicaciones, fácil, sencillo, indoloro. En muchos casos las mujeres expresaron desear un parto normal o natural, pero con la anestesia epidural, lo cual pone de manifiesto la naturalización de este tipo de analgesia en el proceso de parto.

En términos generales la opinión de las mujeres sobre la matrona fue buena o muy buena y la consideraban un profesional fundamental en el control y seguimiento del embarazo, parto y postparto. Algunas gestantes expresaron haber percibido un cambio entre las matronas que les habían asistido en embarazos y partos anteriores y las que actualmente las estaban atendiendo, manifestando que se habían “humanizado”.

Respecto a lo que las mujeres esperaban de las matronas para sentirse acompañadas durante todo el proceso, los comentarios que hicieron fueron: estar informadas, que las escuchen, que respondan las dudas que vayan surgiendo, que les proporcionen tranquilidad, privacidad, apoyo, confianza, que permanezcan a su lado, que sean empáticas, cariñosas, amables y tengan un carácter animoso.

Las mujeres para describir como les gustaría que fuera el espacio físico del hospital donde dar a luz, utilizaron expresiones como: limpio, higiénico, con tecnología adecuada, con habitación individual, acogedor, tranquilo, íntimo, familiar, alegre, cómodo, agradable silencioso y en términos generales que respete los deseos de la mujer.

En términos generales el acompañamiento de la pareja durante el proceso de parto proporcionaba a la mujer seguridad, tranquilidad, apoyo, fuerzas, ánimo, y cariño. También manifestaron desear compartir con sus parejas todos los momentos que ellas experimentaban y tener un mayor reconocimiento en todo el proceso del parto.

La mayoría de las parejas respondieron no tener información sobre las técnicas de apoyo durante el proceso de parto, y en algunos casos indicaron haber asistido a alguna sesión del programa de educación maternal. Esto puso de manifiesto la poca participación de las parejas en el programa de preparación para el nacimiento.

Conclusiones

Los resultados de estudio nos proporcionan información sobre las necesidades y expectativas que tienen las mujeres sobre la atención al parto. Es importante que las matronas las tengan en cuenta con el fin de aumentar la calidad en la atención al parto y proporcionar una asistencia más personalizada, que tenga en cuenta la privacidad y sea lo más fisiológica posible.